gestion de inventario

Inventario Automático en 220 tiendas

Matalan, una compañía de moda y artículos para el hogar, ha aumentado la precisión de su inventario en un 30% gracias a una solución basada en RFID. La solución de gestión del inventario fue implementada en sus 220 tiendas. La tecnología se instaló y se puso en funcionamiento luego de un piloto exitoso en dos tiendas.

Con la tecnología implementada, la compañía ha alcanzado más del 95% de precisión en su inventario, lo que permite un fácil acceso a los productos por parte de los clientes. Ya sea en la tienda o en línea.

 

Al igual que todos los minoristas, MAtalan tiene el desafío de satisfacer la demanda con entregas rápidas y fácil disponibilidad de productos. Para proporcionar a los conusmidores un acceso rápido a los productos pedidos en línea, por ejemplo, la compañía buscó datos sobre qué productos estaban disponibles en la tienda vecina de un comprador determinado. Al aumentar la visbilidad del inventario, la compañía puede garantizar que las órdenes de reposición se coloquen tan pronto como se venda un artículo.

 

Los datos recabados de la solución también permiten acceder a datos anlíticos que indican cómo se venden los productos en tiendas específicas, y luego ajustar los niveles de inventario en cada sitio en consecuencia.

 

¿Cómo funciona la gestión de inventario?

 

La solución consiste en un software para administrar los datos de lectura que son brindados a través de las etiquetas inteligentes anexadas en los productos. Todos los artículos son identificados y detallados en estas etiquetas. Ya sean prendas de vestir, artículos para el hogar, almohadas, toallas o mantas, cada artículo presenta un código único con sus características: talle, color, modelo y demás datos pertinentes.

 

La mayoría de los productos se etiquetan en el punto de fabricación y luego pasan por el centro de distribución de la compañía en Knowsley, Inglaterra. De esta forma se puede visualizar toda la cadena de suministro.

 

Ante la imposibilidad de etiquetar los artículos en fábrica o centros de distribución, puede realizarse una vez que llegan a la tienda. Las soluciones son adaptables a cada tipo de negocio.

 

Una vez que los productos llegan a la tienda, las etiquetas son leídas por un lector móvil conectado a una computadora. La lectura es simultánea, múltiple y sin necesidad de línea visual, por lo que es posible ingresar una gran cantidad de artículos en segundos. El inventario de la tienda se actualiza automáticamente.

 

Estos datos capturados se almacenan en el software de gestión que puede ser consultado por el personal de la tienda, los gerentes o cualquier responsable involucrado con el simple acceso al sistema de gestión.

 

De esta forma, es posible hacer análisis de ventas, trazar estrategias para aumentar las ventas y reducir los costos. Gracias a la información analítica se optimiza la logística de la compañía.

 

Fuente: RFID Journal

No Comments

Post A Comment